48 horas y una ilusión

Se acerca una búsqueda, se viene una ilusión que resulta ser supremamente suprema. Somos el Villarreal, de pueblo por suerte, como decía nuestro amigo Catalán Minguez. Que feliz estará ahora.

 

Me encanta que nos llamen aldea, y otras lindezas. El ser capaces de lo más grande, viniendo de algo tan pequeño, desorienta a las almas que no asimilan nuestros éxitos. Mi respetuosísimo entendimiento hacia ellos. En esta vida, la grandeza de unos duele a muchas personas, aunque nunca me gusta hurgar en esto.

 

Lo importante es que estamos a menos de 48 horas de que nuestros jugadores lean “This is Anfield” en el túnel, de que se nos acelere el corazón y las lágrimas quieran brotar de nuestros ojos al ver salir al césped nuestra zamarra amarilla tan bonita.

 

Y que los ángeles amarillos del cielo, que no pudieron vivir esto en la tierra, nos empujen hacia la gloria. SEMPRE ENDAVANT!

 

Villarreal-Liverpool

 

Nestor Meseguer
Aficionado incondicional del Villarreal CF desde Tercera hasta Primera División.

Comenta esta noticia:

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *