“El Villarreal es mi sangre”

Me empecé a dar cuenta de que nuestro Villarreal C.F había roto todos los moldes, traspasado todas las dimensiones y nociones terrenales cuando Robin Julian me decía, siendo inglés, “el Villarreal es mi sangre”. Ahí empecé a saber que éramos grandes.

La vida da privilegios y la afición amarilla lo hemos tenido y lo tendremos siempre desde el cielo con este ejemplar ser humano, por su humanidad y carisma. Compañero de muchos viajes amarillos, madrugadas de bus en la inmensidad de la carretera, estadios, risas, tristezas y hermanamientos.

Recuerdo en Segunda División, tras sufrir un pequeño susto de salud en Madrid y encima con el 5-0 de Valdebebas pensé, este hombre ya no vuelve a viajar más. Al partido siguiente fuera, en Guadalajara, llegamos tres amigos más y yo en coche y me lo veo bajar tras conducir su vehículo tantísimos kilómetros. Fui y le di un gran abrazo. Pensé que estaba soñando. Pero era real.

Con Robin el Villarreal no tenía fronteras. Donde viajaba el equipo estaba él. Y doy fe, porque él y yo lo hablábamos, que nuestro sueño era ver ganar un título a nuestro equipo. Desde el cielo lo verás. Irá por tí. Gracias amigo por ser tan amarillo, tan gran persona y por representar una época.

Endavant Villarreal fins la mort!

Valora esta noticia:
[Total: 5 Average: 5]

Comenta esta noticia:

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba